EL ORDEN DIGITAL

martes, 19 de octubre de 2010

El obispo transmitio varias inquietudes a Daniel Peralta

Durante el transcurso de la tarde de ayer, el gobernador de la provincia, Daniel Román Peralta recibió en su despacho de Casa de Gobierno la visita del obispo diocesano monseñor Juan Carlos Romanín quien en la ocasión destacó el encuentro como “positivo” al tiempo que remarcó “siempre conversamos mucho así que me voy satisfecho de haber sido bien escuchado como siempre por el Gobernador”.


En este marco, monseñor Romanín comentó que “normalmente cuando se dan este tipo de entrevistas, traigo inquietudes de la gente, de lugares que recorro, hubo en la oportunidad la posibilidad de expresarle las inquietudes de algunas personas privadas de su libertad; gente que solicita una vivienda; como también otros que piden trabajo” en este contexto agregó que también le comunicó sobre “la inquietud de dos lugares que solicitan ampliación de obras, son lugares sociales, sobre todo a favor de los adolescentes y jóvenes”.

Más adelante, especificó que “después trate un caso concreto: La situación de los jóvenes en situación de drogadicción. En cuanto a los jóvenes, estuvimos apuntalando todo lo que tiene que ver con agentes de prevención, agentes terapéuticos, porque realmente nos desborda el tema a todos”.

Preguntado sobre cual es la reflexión a la que arribaron durante este encuentro, Monseñor aseguró “positiva, siempre conversamos mucho así que me voy satisfecho de haber sido bien escuchado como siempre por el gobernador”.

Por último, el obispo rescató que no hubo fecha para un nuevo encuentro pero que siempre una vez por mes es recibido por el gobernador Peralta al tiempo que adelantó que su trabajo sigue próximamente con su viaje a “Puerto Deseado, Las Heras, Pico Truncado, Cañadón Seco y Caleta Olivia” asimismo añadió que “luego voy a la Isla de Tierra del Fuego porque también tengo la otra provincia”.
 
TIEMPO SUR