EL ORDEN DIGITAL

martes, 21 de abril de 2009


Juicio por doble homicidio



Declaró el presunto asesino de Verónica y su bebé y dijo que no recuerda nada




Puerto Deseado, (C).- Más de un centenar de personas se congregaron en la puerta de acceso al museo Brozosky de esta ciudad para presenciar la primera jornada del juicio oral y publico por Doble Homicidio Simple que se lleva adelante contra Hernán Almirón quien está acusado de asesinar de multiples puñaladas a su ex pareja y a su bebé de 4 meses, quienes fueron encontrados el 8 de julio del 2007 en un charco de sangre en un departamento de la calle Maipú donde residían.

La jornada que comenzó pasadas las 16:30 con el reconocimiento del lugar del hecho por parte del Tribunal presidido por Maria de los Ángeles Lembeye continuó luego con la declaración del imputado quien negó los cargos y admitió no recordar nada de lo sucedido aquella madrugada en que la joven y su pequeño hijo fueron asesinados en el departamento donde ambos residían.

Al relatar los hechos que antecedieron al cruento homicidio, Almirón señaló que luego de compartir en su casa una abundante ingesta alcohólica con amigos y ex compañeros de colegio concurrió a un local bailable donde a partir de allí asegura no recordar absolutamente nada hasta el día siguiente en que lo despierta su madre para contarle que su ex novia Verónica y el bebé habían sido asesinados.

Almirón relató sereno que cerca del mediodía del 8 de julio del 2007 la policía lo llevó a la dependencia y allí luego de permanecer algunas horas lo interrogó el comisario; “me hizo varias preguntas relacionadas sobre el camino que yo hacía cuando salía del baile y así me dijo que había una persona que estaba en el lugar del hecho y que había visto que yo había matado a Verónica y a Mateo pero yo no tenía motivo para hacerlo”, señaló acotando que después el entonces abogado defensor designado por el juez le aconsejó no declarar.

En otro pasaje de su declaración el presunto autor del hecho negó que la sangre encontrada entre sus pertenencias tuviera relación con la escena del crimen, explicando que eran producto de una relación sexual que había mantenido una semana antes con la víctima en ocasion que la misma estaba menstruando, dichos que causaron indignación entre los parientes y amigos de la joven que se encontraban en la sala.

Por su parte el interrogatorio de la fiscalía representada por el fiscal de Cámara Carlos Rearte y por el fiscal de Instrucción Ariel Quinteros formuló un interrogatorio basado en los horarios anteriores al hecho , a la vestimenta usada durante esa madrugada y a la relación que el presunto homicida mantenía con con la víctima.



Conmovedor relato de la madre

Tras la declaración del imputado prestó testimonio la madre de la infortunada joven, Mónica Vargas una bibliotecaria muy querida en la ciudad quien al relatar el modo que encontró a su hija en el dormitorio del departamento junto al bebé con una veintena de puñaladas y en un gran charco de sangre se quebró en llantos, lo que obligó al tribunal al realizar una pausa para luego continuar tomando declaración.



Amigos y peritos
Para hoy en la segunda jornada del juicio se espera la declaración de peritos como así también de amigos de Almirón, quienes concurrieron esa noche al local bailable.



Vecinos solicitan presenciar el juicio
Numerosos vecinos y amigos de la familia señalaron a Crónica que no entendían por qué no se los dejaba ingresar a la sala, “vinimos a presenciar el juicio que es oral y público y y nos damos con que solo algunos pueden entrar y eso no puede ser ya que nos dijeron que se trata de un juicio oral y público", se quejaron.

CRONICA, de Comodoro Rivadavia