EL ORDEN DIGITAL

miércoles, 22 de abril de 2009

Casi al final de la primera audiencia, el imputado recibió una paliza.Se realizó otra jornada del juicio



Puerto Deseado, (C).- En medio de una fuerte presencia policial motivada por la feroz golpiza que sufriera Hernán Almirón, el único imputado de la causa propinada por uno de los testigos quien fuera novio de la víctima, se reanudó ayer una nueva jornada del juicio oral y público por doble homicidio que se lleva adelante en esta ciudad.
En horas de la mañana declararon dos testigos amigos de Almirón, dos ex amantes, una de ellas madre de uno de sus hijos, ambas mujeres, al profundizar sus relatos hicieron hincapié en la vida licenciosa que llevaba el imputando quien además mantenía una relación esporádica con Verónica.
Las dos mujeres que pasaron por el banquillo reconocieron tras los interrogatorios de los fiscales Carlos Rearte y Ariel Quinteros que el imputado mantenía una relación tempestuosa con Verónica, basada fundamentalmente en el pedido que la joven le hacía para que reconociera la paternidad del pequeño Mateo, también asesinado presuntamente por Almirón aquella madrugada del 8 de julio del 2007.
Por su parte, uno de los testigos señaló que en el boliche bailable donde concurrieron después de una fiesta con alcohol celebrada en el domicilio de Almirón junto a sus amigos, éste le solicitó al primo de Verónica su número telefónico, testimonio que a su vez coincidiría con un mensaje que le habría enviado Verónica a una amiga diciéndole: "Vino Hernán".
También desfilaron en la jornada de ayer la médica policial que revisó a Almirón y una asistente social cuyo testimonio fue severamente cuestionado por la Defensa quien pidió dejar constancia que la encuesta realizada por dicha profesional fue arbitraria y no se ajustaba a un cuestionario sobre la situación socio ambiental del detenido.
En horas de la tarde, el imputado amplió su declaración por pedido de la Defensa y seguidamente prestó testimonio el comisario Carlos Ayuso quien hizo un relato pormenorizado del procedimiento policial que llevó adelante una vez que los cuerpos fueron encontrados; el jefe policial señaló que Almirón espontáneamente dijo ser culpable del hecho y que al escuchar esta confesión dio cuenta al juez, llamando luego a la médica policial.
El debate en torno a la confesión espontánea fue al igual que el de la asistente social severamente replicado por los defensores quienes señalaron que no se resguardaron los principios de la defensa y a su vez solicitaron un careo entre Ayuso y el imputado en virtud de hallarse contradicciones en los testimonios.
Un cuestionamiento similar recibió el médico que oficia de forense Luis Aberastaín que debió soportar las réplicas de la defensa compuesta por dos abogados de Comodoro Rivadavia quienes le recordaron mediante la cita de artículos del Código Procesal que ante una confesión donde media un hecho penal se debe garantizar los derechos de la defensa, derechos que según argumentaron en el debate, fueron avasallados, ya que cuando surgió la charla con el facultativo, Almirón no había sido aún interrogado.

Herida mortal
Sorteado el mal momento que debió vivir, el médico clínico que dijo desempeñarse como forense desde hace algunos años explicó detalladamente las heridas que recibió Verónica al indicar que la primera puñalada mortal que recibe es la que le perfora el hígado produciéndole un shock; las otras heridas que refiere son en la zona del pulmón y fueron aplicadas con un cuchillo de aproximadamente 15 centímetros cuando la joven ya se encontraba malherida en el piso.
En cuanto al bebé Mateo quien fue encontrado junto a su madre boca abajo, Aberastain indicó que se trató de heridas gravísimas en el cuello, en el rostro y en la cabeza las que le produjeron la muerte.

Alegatos para hoy
Tras testimoniales que aún continuaban al cierre de esta edición, el secretario de Cámara Santucci indicó que en la mañana de hoy se formularán los alegatos.

cronica, comodoro rivadavia

1 comentario:

Director dijo...

Hola mi nombre es Edgar Daniel Fernandez, soy el padre de la victima y solicito se corrija el titulo de esta nota ya que el agresor no es familiar nuestro