EL ORDEN DIGITAL

miércoles, 25 de febrero de 2009

Tragedia


TRAGEDIA EN LA RUTA 47
El intendente de Puerto Deseado Luis Alberto Ampuero expresó ayer sus condolencias a la familia del agente municipal Argentino Mayorga "acompañándolo en este difícil momento y hace extensiva una oración por el descanso en paz de su señora esposa Carmen Epulef", según reza el mensaje oficial. Hacía referencia, de esta manera, al luctuoso accidente ocurrido el lunes en la ruta nacional número 47.

El lunes, alrededor de las 12,30, autoridades policiales fueron alertadas sobre un choque ocurrido sobre la ruta 47, que une Puerto Deseado con San Julián, a 32 kilómetros del paraje Tellier. Personal policial corroboró el choque frontal de una camioneta F100 de color rojo contra un Falcon celeste.
En el accidente falleció la señora Carmen Epulef, de cincuenta y nueve años, quien iba como acompañante en el Falcon. El conductor y la persona que viajaba en el asiento posterior fueron derivados al hospital de Caleta Olivia, y uno de los menores, nieto de la mujer fallecida, fue derivado al hospital zonal de Río Gallegos. Las personas que fueron trasladadas se encontraban con lesiones graves.
"Es una bajada que no tenía muy buena visibilidad, pero estamos investigando las causas", señalaron fuentes policiales.
Argentino Mayorga, sobreviviente del accidente y esposo de la mujer que perdió la vida, es un vecino muy querido porque se desempeña desde hace muchos años como chofer de los micros municipales que trasladan delegaciones deportivas y culturales a distintos puntos de la provincia y el país.

LA 281
En referencia a la seguridad vial, quienes transitan diariamente la ruta nacional 281, que une Deseado con la ruta 3, advirtieron sobre un peligro que requiere urgentes soluciones. Esta cinta asfáltica, que fue reparada recientemente, no cuenta con la debida demarcación, lo que provoca situaciones permanentes de peligro al no poder diferenciarse adecuadamente los carriles.
Destacamos como positiva la reciente puesta en funcionamiento de los postes SOS, cada diez kilómetros, para probables emergencias, pero también es urgente demarcar los carriles para evitar que la ruta 281 vuelva a ser escenario de tragedias.