EL ORDEN DIGITAL

sábado, 21 de julio de 2007

Fuertes advertencias del párroco Enrique Lapadula/ "No hay buena disposición del gobierno" para resolver el grave conflicto

Lapadula dijo que el Gobierno “no tiene buena disposición”


La situación que vive la ciudad Puerto Deseado parece insostenible.
Nuevamente el pedido de exención del pago de Impuesto a las Ganancias es el protagonista de un reclamo que alguna vez derivó en la muerte del policía Jorge Sayago en la ciudad de Las Heras, y que ahora mantiene en vilo a la localidad deseadense.
Por esto, el párroco Enrique Lapadula, referente eclesiástico de esta ciudad, opinó que el Gobierno no tiene una “buena disposición” para solucionarlo, de un problema sindical que va en crecimiento. Luego destacó que no juega el rol de mediar entre las partes, sí mantuvo charlas con los marineros.
Al cierre de esta edición, se vislumbraba una complicada metáfora: el cielo de Deseado era turbio, de acuerdo a los resquicios del humo que despedía la quema, por parte de los obreros de alta mar, de seis pesqueras que trabajan en la localidad.El Obispo de Santa Cruz y Tierra del Fuego, se encuentra en Buenos Aires.

Critico
El párroco de Puerto Deseado, Enrique Lapadula, habló sobre el conflicto de los marineros.
“Desgraciadamente e independientemente de este Gobierno, en general los gobiernos de globalización en todo el mundo no aflojan hasta que no hay una cosa realmente crítica, como si fueran socios del sistema, es una lástima. Como si el Gobierno ganara con que los marineros ganen menos, no se entiende. Es lo mismo que las cosas fundamentales, son parecidas al tema de los maestros, de los petroleros pero por encima de todo más al tema de los petroleros. Pero es una desgracia esto, más que nada en un país tan rico como Argentina no se justifica que haya ese tipo de injusticia”, destacó el cura.

Claro
Para el integrante de la iglesia católica el conflicto de los marineros “es claro”. “No pueden hacer tres mareas y la tercera marea entregársela total y entera como Impuesto a las Ganancias, es una locura”.
Precisó que “la persona que trabaja en la pesca y que le pagan en euros, es una cosa tremenda la ganancia y bueno bienvenido sea, pero lo importante es que también a la persona que está la que arriesga su vida, tenga la participación de esa ganancia”.
Marco en el cual es importante mencionar que cada trabajador percibe aproximadamente cinco mil pesos por cada marea, y en donde la tercera sufre una retención del 70%.

Mediadores
Indicó que por el momento no participó como mediador con los trabajadores de ultramar, aunque admitió que mantuvo conversaciones con alguno de ellos. “Ustedes saben que este un problema ya. Si los principales integrantes no se ponen de acuerdo, los demás mediadores quedan en el aire. Hay sectores que no van a tranzar, porque hace 20 días que están haciendo paro. Va ser realmente delicado, creo que no hay una buena disposición por parte del Gobierno, el hecho más claro es que no sale en los medios, nadie sabe lo que está pasando en Puerto Deseado: no lo leí en ningún diario importante. Los medios le hacen el juego al Gobierno, porque es una criminalidad, una cosa muy seria que está pasando en el país, hasta que haya un hecho dolorosísimo no llegás a salir en los diarios”, culminó.


Fuente: Redacción Tiempo Sur